jueves, 10 de septiembre de 2015

En cada punta del mundo vive una persona asustada.



En el centro una bola eléctrica

que en todo su perímetro se va difuminando

cada vez más lejos

cada vez más claro

cada vez más inexistente.



En cada punta del mundo el silencio

en el centro el sistema que logra alejarnos

tenernos tanto miedo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario